lunes, 13 de mayo de 2013

¿PUEDE UN LIBRO TENER ALMA?



A veces pienso en las cosas más extrañas, y estas mismas cosas me llevan a pensar en asuntos más raros aún. Por lo general no lo comparto, pero ya que esto en particular está directamente relacionado con los libros y es un tema del que tratamos mucho por estos lares, además de que tengo la suerte de contar con personas que pasan por aquí, que son muy talentosas, y aman la lectura y escritura tanto como yo, se me ocurrió que podría comentarlo.

El otro día reflexionaba acerca de todo lo relacionado con la escritura, la autopublicación, este gran mundo "nuevo" en el que muchos estamos involucrados y cuántas cosas se leen al respecto, todas las discusiones y diferentes puntos de vista que abundan, y me puse a pensar en que, entre esa montaña de consejos, opiniones, etc, etc, con poca frecuencia leo respecto al libro en sí, además de la ortografía, gramática, la portada y esas cosas, y no digo que no sean importantes, que Dios sabe son primordiales, pero no pude evitar preguntarme si no hemos perdido un poco la brújula respecto a lo que en verdad importa en una obra, y es que esta llegue al lector de un modo especial, que le inspire sentimientos, sean buenos o malos, que le remueva algo en el pecho...



Y entonces, divagando, recordé algo que siempre me ha rondado, la idea de si un libro puede tener "alma". Mi respuesta es del todo afirmativa, aunque sé que puede ser un poco raro, porque algunos verán a un libro como un objeto inanimado que puede contener historias muy buenas, pero que no deja de ser eso, una "cosa". Pero para mí va mucho más allá, es como un vehículo mediante el cual un autor puede volcar sus emociones y hacer que lleguen a quien tenga la dicha de leerlo.

He leído muy poco en mi vida para lo que desearía y sé que aunque viva mil años nunca podré leer todas las obras que tengo en mi infinita "lista de pendientes", pero me he topado ya con toda clase de libros y, con el tiempo y la experiencia, he aprendido a percibir lo que un libro en verdad quiere decir, y lo que simplemente no puede.

Nada me emociona más que un libro "con alma", y llamo así a aquellos que me inspiran emociones. Libros que me hacen reír, llorar, quizá incluso que me enfurecen, que ha pasado, pero todo ello es positivo, porque siento que en verdad "ese libro" ha podido hacerme llegar lo que el autor con tanto cariño deseó transmitir. Entonces, al terminarlos, siento una gran pena porque sé que esa historia ha terminado, pero al mismo tiempo me veo inundada de un profundo cariño, porque esa historia ha pasado a formar parte de la persona que soy y allí se quedará por siempre.



Y luego están los pobres libros "sin alma", como les digo, que pueden ser perfectos en muchos detalles, excepto en lo que se refiere a inspirarme algo, lo que sea. Son esos libros que te hacen esbozar la misma sonrisa que le dedicas a un completo extraño en el elevador, tan solo como un acto de cortesía o que te provocan fruncir el ceño como reprimenda a alguien que pasó por tu lado y no pidió permiso. Todas reacciones mecánicas y faltas de corazón. Cuando tengo la mala fortuna de encontrarme con un libro como estos, me siento un poco como Marianne Dashwood, una de las protagonistas de Sentido y sensibilidad, de Jane Austen, que no comprende dónde está el corazón de su hermana Elinor, porque no puede "ver" sus emociones, y al cerrar el libro, lo contemplo como un bello cascarón vacío, y pasa sin demora a ocupar un lugar en mi estantería.



Me pregunto, a veces, si el problema no estará en el lector, pero no estoy del todo convencida, porque una cosa es que el libro no te guste por una serie de motivos, y otra que simplemente no te inspire ni siquiera eso, desagrado, que al fin y al cabo es una emoción. ¿Qué dicen ustedes? ¿Alguna vez han pensado en un tema como este? ¿Se han hecho estas raras preguntas? ¿Creen en el alma de los libros? 

27 comentarios:

Kike dijo...

Hola Claudia, la verdad es que planteas un tema muy interesante y complicado. No sé si los libros tienen alma, pero estoy de acuerdo contigo que hay ocasiones en las que te transmiten infinidad de sentimientos (alegría, rabia, dolor, amor...)Y en otras hay historias que las lees y al acabarla te quedas con la misma sensación a como si no lo hubieras leído.No te ha transmitido nada. Tal vez sea el escritor/a quien pone su alma y sus sentimientos en la historia. Y dependiendo de lo que nos hagan sentir, así habrán puesto ellos.

Besos
Kike

EldanY dalmaden dijo...

Pues mira amiga, si el libro tiene lomo, tiene tripa, ¿por qué no puede tener alma?
Hay muchos libros que tienen vida propia y universos enteros dentro.
Sí, cada libro, como dice Kike, tiene un trocito del alma de su autor en su interior.

Un abrazo.

Nena Kosta dijo...

Hola Claudia, yo no sé si los libros tienen alma, pero sí creo que hay alma dentro de ellos porque alguien con alma los escribió. Buenas o malas lecturas, todas ellas nos transmiten sentimientos, de agrado, dolor rabia, ensueño, amor, desamor..., nos llegan de una forma u otra. A veces recordamos esos libros para siempre y otras, como dices, los olvidamos en un estante porque no calaron hondo en nosotros. Pero siguen allí, no nos da por tirarlos a la basura.

"Un libro abierto es un cerebro que habla; cerrado, un amigo que espera; olvidado, un alma que perdona; destruido, un corazón que llora".
Proverbio hindú

Besitos, preciosa.

Anuca dijo...

Sin duda, estoy de acuerdo contigo, hay libros que tienen alma. Para mí es muy importante cómo me hace sentir un libro, que reflexiones o sentimientos despierta en mí. Mis reseñas suelen girar en torno a eso, en primer lugar porque no soy profesional y no me considero preparada para juzgar determinados aspectos formales, y en segundo lugar porque cuando leo simplemente me dejo llevar y, cuando eso ocurre, a veces me resulta difícil hacer otro tipo de análisis. Obviamente, un lector habitual acaba sabiendo valorar cuando un libro esta bien escrito o no, pero a mi me gusta hablar también de experiencias vividas con su lectura y hay historias que, simplemente, tienen alma y acarician la tuya.
Un tema muy interesante, Claudia
Un besin

Freyja Valkyria dijo...

Hola guapa!!!

Un preciosa entrada y un tema muy curioso el que has tratado :D Yo también me pregunto este tipo de cosas, y alguna mucho más raras, quizás jaja Para mi un libro tiene alma, por supuesto que sí. Cada uno está vivo y por eso alimenta nuestra imaginación, nos remueve los sentimientos. Nos inspira.

Un besote!!!

Jane Austen dijo...

Qué bonita te ha quedado la entrada! es que hay libros que inspiran tanto, que te emocionan, que te hacen sentir,... que algo especial tienen que tener. Historias inolvidables que sientes tuyas y esa sensación leyendo es absolutamente increíble!

Enzo dijo...

Una entrada magnífica. Mi opinión es que sí hay libros con alma, pero menos de los que debería de haber. Los escritos para pasar el rato y que no dejan ningún poso. Comparto lo que dices a este respecto.
Un beso.

D. C. López dijo...

Yo también creo que es así, pues soy de las que piensan que un pedacito del alma del autor queda plasmado entre las letras de su obra... No crees? >.<

Por cierto, tienes premio en el club:

http://elclubdelasescritoras.blogspot.com.es/2013/05/dos-premios-mas-para-la-coleccion.html

Bs! y gracias por hacernos reflexionar con esta entrada!, muak!

Dolly Gerasol dijo...

Qué linda publicación!!! Saludos y gracias por comentar en mi blog siempre!!! :)

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Como decía Rubén Darío:
"El libro es fuerza, es valor, es fuerza, es alimento; antorcha del pensamiento y manantial del amor".
Yo creo que los libros tienen Alma, porque te transmiten cantidad de sensaciones, movidas por esa sangre caliente que es la Tinta y que hace bombear los Sentimientos del Escritor.
Abrazos y besos.

Marilì acosta dijo...

Una linda entrada Claudia!!

Pues no sabria q contestarte....tienen alma,o nosotros ponemos parte de la nuestra en èl?

Si te fuera sincera, creo q nosotros pondriamos esa parte en la historia,la q hace q cobren vida los personajs, las q sentimos,olemos el ambiente, sentimos el amor,la pasion,el llanto....si no se la pusieramos,creo q el libro solo serian letras y mas letras,uniendo ellas palabras...

Besitos

Susana Deseo Libros dijo...

¡¡Hola Claudia!!
Si, me he planteado en más de una ocasión la reflexiones que hoy nos planteas..... a mi me llegan al corazón los libros que de alguna manera me provocan algún tipo de emoción, aquellos que hacen que los personajes sean cercanos ya sea para bien o para mal (porque no le soportes o te haga sacar la rabia que llevas dentro).
Gracias por tus bonitas palabras.
Muchos besos.

Tamara dijo...

Pues yo creo que si que tienen alma, a veces incluso los que escribimos, no se si te pasa, pero vamos dejando un trocito de nuestro alma en nuestros libros.

Hace unos años, comencé a escribir un libro, y bueno, tiene 80 y tantas hojas ya, pero no he podido terminarlo, ¿el motivo? que me pongo a llorar cuando lo escribo, y no se como salir de eso. Un besazo.

princesa jazmin dijo...

Qué fantástica reflexión, Clau. Es cierto que los nuevos formatos de lectura a veces producen algo de vértigo, teniendo en cuenta la abismal diferencia con el hábito de lectura de sólo unos pocos años atrás. Actualmente cualquiera puede publicar y acceder a un público, cuando antes los autores sacrificaban hasta su vida por ver publicadas sus obras, no parece haber un filtro; y eso es malo por algunas razones y bueno por otras.
Entonces, los libros que sobrevivirán a todo esto y serán recordados son justamente los que tienen alma, como han demostrado tenerla por ejemplo las historias de nuestra amiga Austen, o Jane Eyre o Lo que el Viento se Llevó o El Principito....Esos relatos poseen vida propia y se inmiscuyen en la existencia de sus lectores, modificándola,mejorándola.
Las modas van a pasar, pero los libros que verdaderamente poseen alma van a perdurar.
Mientras tanto, es difícil tener que escoger entre qué leer y qué no, porque hay demasiada oferta y el día es muy corto(la vida!)tantos libros preciosos y tan poco tiempo!
Me encantaron tus palabras.
Besos.
Jazmín.

Jota dijo...

Que reflexión mas increíble, y te lo digo, por que en la cabecera de mi blog, desde que comencé esta andadura, le puse una frase que me caló hondo desde que la conocí. " En Egipto se llamaba a las bibliotecas el tesoro de los remedios del alma..." por que ellos sabían que una historia tenía alma y esa misma era el remedio para curar otras muchas, las de aquellos que podían acceder a ellas. Personalmente y se que lo sabes por que tengo la suerte de contarte entre mis seguidores mas fieles, me gusta reseñar libros e historias de tiempos pasados, de tiempos tranquilos, de grandes historias, quien nos dice, que dentro de 200 años alguien se acordará de las cincuentas sombras de Grey, de Harry Potter o de El Código Da Vinci por citarte algunos de los más vendidos y leídos pero lo que estoy segura es que dentro de 200 años, se seguiría leyendo a Jane Austen, a Shekeaspeare, Cervantes, Allan Poe, Julio Verne, Emili Dickinson, Alfonsina Storni, Becquer y tantos otros que plasmaron en sus historias parte de su alma.
Y no digo que ahora no pase lo mismo no, lo que pasa que el sonido de las cajas registradoras en un día de superventas, vale más que todo el sentimiento puesto en una bella historia.
A veces me apena saber que hay novelas maravillosas, en cajones olvidados de editoriales, por que nadie les dio esa oportunidad, almas perdidas, que ojala encontraran un día la luz.
Un abrazo fuerte y gracias por esta bella entrada.

Citu dijo...

Si la tiene y yo creo que los libros sin alma son esas copias casi con comas y todo del un libro que fue excito. Por ejemplo, con las 50 sombras han salido miles que escriben del tema y aveces sin ton ni son.

Me encanto , tu entrada porque ami me pasa igual y más cuando pienso que publicare o no. Pero lo que tengo bien claro es que cuando escribo trato de plasmar todo mis sentimientos y para mi es la única forma que un libro tenga alma.

Kike dijo...

Hola Claudia, te he dejado un premio en mi blog. Por ser una incondicional de mis entradas. http://relatoskike.blogspot.com.es/2013/05/un-nuevo-premio.html

Puedes recogerlo cuando quieras.

Besos
Kike

MODA EN PLANETA MUJER Roos dijo...

Profundas preguntillas amiga!
Creo que hay libros que tienen alma y otros que son puramente comerciales. Porque he leído libros que realmente no se vendieron mucho y a mi me llegaron a tocar en lo más hondo de mi ser, a cambiar mis pensamientos, esos libros tienen alma, que te hacen sentir y vivirlo cada vez que los lees!!!
No sé, así me parece a mi, jaja
Besotes
Roos

Soycazadoradesombrasylibros dijo...

Fijate que creo que los libros a veces eligen el momento en el que quieren ser leidos, a veces he pasado por mi estanteria y he cogido uno y luego lo he vuelto a dejar, no se el motivo...pero a veces estos deciden el momento :) asi que si tienen alma

besos

Pitt Tristán dijo...

Los libros son como un hogar... En los libros podemos refugiar nuestros sueños para que no se mueran de frío.
Como tan acertadamente dices, deben tener alma.
Saludos.

Laura dijo...

Nunca lo había pensado la verdad, pero desde luego que tienen alma, el alma que les pone el que los escribe y el alma que le ponemos los lectores. Interesante entrada.
Besos!

CANDY dijo...

Estoy de acuerdo contigo. Los libros a parte de lo que nos hacen sentir, se van llenando de la energía de las personas que los amamos, y por ello también pienso que tienen su alma, ya que nos hacen reír, llorar, nos arropan, etc.
Besos

Leyna dijo...

Totalmente de acuerdo :)

Un abrazo =P

Esciam dijo...

Hola linda!
No creo que sea cosa de un libro, aunque una buena edición claro que ayuda a que uno empiece a sentir con la historia. Creo que es cosa de lo que se cuenta. Aún cuando sea en traducciones en un ebook...
No sé si tiene alma, yo creo que algunos libros tienen como una escencia, como un aire... A laa inspiración del o la escritor(a). Como si, por medio de lo que escribe, el ritmo en que lo hace y el modo en que lo hace, se hubiera quedado algo de vida, de realidad o de sentimiento que le impulsó a escribir y uno lo recoge, lo magnifica y lo hace propio.
Ese conectar emocional y mentalmente con el mundo, los personajes, la historia. Es algo que no se puede explicar porqué unos sí, y otros no, pero está y es magnífico cuando uno encudntra un libro así pero, más, cuando te encuentras con que alguien encontró uno de tus escritos siendo así.
Abrazos linda!

sabores compartidos dijo...

Una buena reflexion sobre el alma de los libros.
Yo creo que si ya que reflejasn los sentimientos de quien lo escribió y seguro que se dejo el alma en él.
unos besotes de saborescompartidos

Sofiatura dijo...

Oye que entrada más bonita, unas palabras muy profundas! Sin duda yo también he pensado varias veces que los libros sí tienen alma; algo en ellos que te mueve o te transporta, algo que parece insustancial pero que te llena por completo. Sí, yo desde luego creo en el alma de los libros, y coincido además en eso de que hay historias o palabras que consiguen llegarte o provocarte sentimientos, mientras que otras simplemente pasan de largo, como una vivencia más. Creo que inconscientemente todos a los que nos apasiona la literatura sí creemos en el alma de los libros, aunque muchas veces ni nos lo planteemos.

My favorites things dijo...

Hola Clau: Que interesante y buenísima entrada!!! La verdad que creo yo que cada libro tiene un pedazo del alma o sentir del autor...En algunos brilla y destaca más que en otros, pero creo que todos lo tienen, y no depende de si te gusta o no.
Bueno yo hablo como lectora, y aunque son poco los libros que no me gustan o no leo, igual considero que tienen una esencia que los hace especial para cada lector ;)
Bueno no sé si se ha entendido =/ Lo que te digo es que me encantó tu entrada....
Besitos =)