jueves, 7 de mayo de 2015

MENDEL EL DE LOS LIBROS: STEFAN ZWEIG



Escrito en 1929, "Mendel el de los libros" narra la trágica historia de un excéntrico librero de viejo que pasa sus días sentado siempre en la misma mesa de uno de los muchos cafés de la ciudad de Viena. Con su memoria enciclopédica, el inmigrante judío ruso no sólo es tolerado, sino querido y admirado por el dueño del café Gluck y por la culta clientela que requiere sus servicios. Sin embargo, en 1915 Jakob Mendel es enviado a un campo de concentración, acusado injustamente de colaborar con los enemigos del Imperio austrohúngaro. Un breve y brillante relato sobre la exclusión en la Europa de la primera mitad del siglo XX.



Es impresionante cómo logra Zweig crear historias que marcan de forma tan profunda con pocas páginas; lo viví por primera vez con Carta de una desconocida, y ha vuelto a ocurrirme con Mendel el de los libros. Y digo "viví" porque eso es lo que pasa cuando se lee a este autor, que te sumerge en las vidas de esos personajes tan fantásticos que él nos entrega con unas cuantas pinceladas brillantes y su vida pasa a formar parte de la tuya. 

Ya me habían hablado de Mendel, me dijeron que me gustaría, que iba a ocupar un lugar importante en mi corazón, y así ha sido; su historia me ha inspirado sentimientos similares a los de la protagonista de Carta de una desconocida; curiosidad, ternura, admiración, dolor... Sí, mucho dolor, porque si bien la historia de Mendel es muy interesante, e inspira un cariño enorme, es precisamente ese cariño el que me ha hecho sufrir sus pesares como si fueran en parte míos.



Conocemos la historia del gran Jacob Mendel por medio de un narrador, un hombre acerca del que en realidad llegamos a saber poco, salvo por el hecho de que alguna vez conoció a Mendel, un librero que renunció a sus aspiraciones de ser rabino a su llegada a Viena, prefiriendo en cambio dedicar por completo su vida a los libros en el que se convertiría en su cuartel general y suerte de templo, el conocido café Gluck. Una vez allí dedicaba cada día a ocupar una mesa prácticamente de su propiedad a donde acudían todo tipo de personajes interesados en encontrar un libro; sin importar cuál fuera o qué desearan, Mendel podría darles una mano, y disfrutaba mucho de ello. La guerra, sin embargo, y como siempre, le pegó un zarpazo, y arrebató su genio al mundo.

La historia de Mendel, aunque con un final trágico, es hermosa y merece ser conocida por todo el mundo, en especial por quienes amamos los libros; les aseguro que encontrarán en ella lo mismo que yo, un alma gemela.





"Los libros sólo se escriben para, por encima del propio aliento, unir a los seres humanos, y así defendernos frente al inexorable reverso de toda existencia: la fugacidad y el olvido"

17 comentarios:

J.P. Alexander dijo...

Yo adoro a eso autor me encanto su libro momentos estelares d e la humanidad. Gracias por la recomendación

Lesincele dijo...

Le tengo muchísimas ganas, pero muchísimas!
Un beso!

lecturina si dijo...

Hola Claudia lo tengo pendiente y en espera de ser leído espero que sea pronto y disfrutarlo tanto como tú. Gracias por la reseña.

Princesa de papel dijo...

Lo cierto es que no me llama nada...
Un beso :D

Trinity P. Silver dijo...

Me encantan este tipo de libros, muchas gracias por la recomendación ;)
Besos

Hache C. dijo...

Ya tenia ganas de leerlo pero después de tu reseña tendré que priorizar!!! Gracias por la reseña, estoy casi segura de que a mi me gustará tanto como a ti. Un beso!

Leyna dijo...

No lo he leído, así que gracias por la reseña :P

Besitos ^^

Ray dijo...

Me encanta tu reseña. Me has dejado con mucha curiosidad. El hecho de que tenga un final triste es lo que me echa un poco para atrás.
Me quedo con esa frase tan genial con la que acabas la reseña.

Un beso ;)

Margari dijo...

Lo he leído hoy y coincido completamente contigo. Otra joyita de Zweig.
Besotes!!!

Candy dijo...

Hola mi niña, me alegro de que te haya causado tantas sensaciones, yo la verdad, no me animo.
Besos.

Ana Blasfuemia dijo...

Mendel cala en sus lectores, sin duda, es un personaje que parece que salta de las páginas al corazon de quien lo lee. Yo lo tengo en espera, porque con Zweig tengo una extraña relación :) Pero sé que este libro me gustará, espero conseguir ese grado de empatía con Mendel que has conseguido tú.

Un abrazo

Mientras Leo dijo...

Mendel es un libro precioso que atrapa a cualquier aficionado a la literatura. Quien no quisiera entrar en ese café y buscar su mesa
Besos

Abracalibro dijo...

¡Hola!
No pinta nada mal. Creo que lo leeré si me topo con él.
Una reseña estupenda.
¡Nos leemos! :)

Dolo..✿*゚ dijo...

Me encanta este autor.
Un beso.

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Este tipo de libros me encantan, pero te diré que tengo unos cuantos pendientes.
En cualquier caso; me lo apunto para adquirirlo en su momento.
Abrazos y Besines.

Lourdes dijo...

¡Gracias por la recomendación! Muy buen autor. Un besote reina.

Miss Bridgerton dijo...

Hola guapa,
No he leido nada del autor y no conocía la novela pero después de lo que cuentas tiene algo que me ha atraido y me lo guardo en mi lista de lecturas pendientes.
Besos